19 de enero de 2021 | Actualizado 18:02

Barcelona logra en noviembre situar en máximos la exportación de contenedores llenos

Se trata del segundo mejor dato mensual de exportación de contenedores llenos del puerto de Barcelona en los últimos cinco años
Autoridad Portuaria de Barcelona

La Autoridad Portuaria de Barcelona ha confirmado la recuperación de tráficos adelantada recientemente por la presidenta de la institución, Mercè Conesa. “El mes de noviembre ha sido especialmente positivo para los tráficos de mercancías del puerto de Barcelona, cambiando la tendencia negativa que se había instalado en los intercambios comerciales a raíz de la pandemia de COVID-19”, ha señalado la autoridad portuaria. De hecho, el puerto ha conseguido el segundo mejor resultado mensual de exportación de contenedores llenos de los últimos cinco años, solo superado por el dato de octubre de 2018. En noviembre de este año, han sumado 69.516 teus, el 11,5% más que en el mismo mes del ejercicio anterior.

El movimiento total de contenedores en las terminales del puerto de Barcelona ha crecido el 24% durante el penúltimo mes del año y se ha situado en los 302.889 teus. Los contenedores llenos, la importación y la exportación, han alcanzado los 122.126 teus, un incremento del 3,2%. Sin embargo, el mayor crecimiento porcentual en contenedores ha correspondido a los llenos en tránsito, con un ascenso del 59%, lo que ha permitido superar los 113.600 teus en noviembre.

El puerto de Barcelona considera que los datos de exportación muestran la resiliencia de su hinterland

En los datos de mercancías acumuladas hasta el mes de noviembre, el puerto de Barcelona ha registrado un volumen de 53,4 millones de toneladas, el 14,7% menos que en el mismo periodo del año anterior. “La caída acumulada del tráfico total hasta el mes de octubre era de -17%”, han recordado desde la autoridad portuaria. En cuanto a los contenedores, han pasado por las terminales del Puerto de Barcelona un total de 2,7 millones de teus hasta noviembre, lo que supone un descenso del 13,9%. Los contenedores llenos sin transbordo suman 1,24 millones de teus (-7,3%). En este caso, “se tiene que destacar el buen ritmo de las exportaciones que, con 656.273 teus, se mantienen en los mismos registros que en 2019”. Según ha añadido la autoridad portuaria, “estos datos demuestran, sin duda, el buen trabajo y resiliencia de la industria del hinterland del puerto de Barcelona”.

También se han producido descensos en los graneles sólidos y líquidos en lo que llevamos de 2020, más pronunciados en el caso de los segundos. Respecto a los sólidos, han sumado 3,6 millones de toneladas en el periodo enero-noviembre, el 3,2% menos. Por su parte, los grandes líquidos han sufrido una contracción del 22% y han logrado un volumen de 11,6 millones de toneladas. “La bajada viene marcada principalmente por el gas natural, pero el resto de mercancías, especialmente los químicos, parecen iniciar una recuperación con un incremento del tráfico del 7% en noviembre”, han explicado desde la autoridad portuaria.

AUTOMÓVILES Y PASAJEROS, LOS MÁS AFECTADOS POR EL COVID-19
Los tráficos de automóviles y de pasajeros se mantienen como los dos segmentos más golpeados por las consecuencias de la pandemia. En el caso de los vehículos, la caída hasta el mes de noviembre es del 40,8%, con un movimiento de 423.949 unidades. En cuanto al pasaje, el descenso ha superado el 81% (825.921 pasajeros), “con especial incidencia en el tráfico de cruceros que cae el 93,5%, mientras que el tráfico de ferrys de línea regular baja un 55,8%”, ha concretado el puerto.